Un breve esbozo de los negocios más exitosos de Paco Casal

Paco Casal siempre ha estado ligado al fútbol, especialmente al suramericano, desde muy chico descubrió su pasión por el deporte rey y desde entonces ha sido su principal medio de vida; sus negocios en este deporte se remontan a los años sesenta del siglo pasado, cuando con apenas 10 años ya trabajaba como alcanza balones en el Centenario de Montevideo.

Como todo chico uruguayo, aunque Paco Casal nació en Brasil pero muy pequeño emigró con sus padres a tierras charrúas, se inició jugando fútbol en clubes infantiles, luego pasó a las categorías juveniles y logró llamar la atención de algunos entrenadores, lo que permitió abrirse paso como jugador en el mundo del balompié.

Pensaba en aquel entonces que su futuro en el fútbol era convertirse en estrella, de hecho llegó a ser profesional en Uruguay y fue contratado para ir al viejo continente a jugar en la liga española con el Atlético de Madrid, sin embargo, como él mismo reconoce nunca se convirtió en un jugador estrella y luego de su periplo europeo fue a jugar a Brasil con el Vasco de Gama.

En Brasil descubrió por casualidad que podía destacar en otros ámbitos ligados al fútbol, en este país comenzó a representar a algunos de sus compañeros de equipo, su actuación como representante era realmente brillante y en poco tiempo una gran cantidad de jugadores suramericanos querían que Paco Casal los representará.

Un nuevo estilo para lograr el éxito (otros estilos aquí)

Su vertiginoso ascenso como representante se dio gracias al nuevo estilo que le dio Paco Casal a las funciones del representante de fútbol, se preocupaba por que sus representados lograran excelentes contratos tanto en lo económico como en las condiciones laborales relacionadas con seguro médico, hospedaje, transporte, etc.

Esto permitió que sus representados empezaran a gozar de mejores condiciones y llegaran a clubes de alto nivel, tanto en Suramérica como en Europa, lo que hizo que Casal se convirtiera en pocos años en el representante que la mayor parte de los jugadores Uruguayos querían tener; además Paco Casal posee una gran intuición para descubrir a las futuras estrellas.

Convertirse en representante fue uno de los negocios más exitosos de Paco Casal, tan es así que aún hoy se le considera como el mejor representante uruguayo de todos los tiempos, bajo su tutela estuvieron las grandes estrellas del fútbol charrúa como Enzo Francescoli, el principito Sosa, Nelson Gutiérrez y muchos otros jugadores de toda Latinoamérica.

Incluso algunos de sus representados se convirtieron en sus socios en otros negocios, que resultaron ser muy exitosos, hablamos de su incursión en el mundo de la televisión deportiva con la empresas Tenfield y GolTV, que se han posicionado en todo el continente y han convertido a Paco Casal en un verdadero magnate de las telecomunicaciones.

La experiencia en el mundo de los negocios de las transmisiones deportivas ha catapultado a Casal y le ha permitido convertirse en uno de los empresarios más exitosos de Suramérica, los canales en que participa como socio han logrado convertirse en una referencia para todos los amantes del fútbol.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.